miércoles, 9 de mayo de 2012

Cómo elegir lámparas para tu hogar


En otras ocasiones ya hablamos sobre la importancia de la iluminación en el hogar, desde cómo iluminar cada espacio hasta cómo hacer para lograr una iluminación puntual, general o natural, según el uso de cada habitación. Hemos hablado de las lámparas cómo herramientas que generan luz, pero no hemos hecho referencia a cómo elegir dichas lámparas y su utilidad dependiendo de la estancia.

 Veamos, la idea es tener una mejor orientación sobre cómo elegir las lámparas que complementarán la decoración de nuestro hogar, en un mercado que ofrece una amplia gama de modelos, materiales, formas y colores. No basta con elegir una lámpara que sea estéticamente óptima, sino que además deberá ser funcional. Belleza, elegancia y funcionalidad tendrán que ir de la mano.

Para iniciar, lo primero es definir qué actividades realizarás en cada espacio. Si es una recámara, donde además de dormir lees tus libros favoritos, las lámparas laterales o adosadas a los extremos de la cabecera serán la mejor opción; sin embargo, si en tu recámara realizas otras actividades como trabajar en la computadora, labores de costura o alguna manualidad que requiera mayor iluminación, entonces no debe faltar una lámpara central, más aún si es de esas que tienen un regulador de intensidad.




Si cuentas con poco espacio es preferible que optes por lámparas pequeñas de mesa, con las cuales podrás jugar con las formas y colores para que destaquen en el espacio. En cambio, si tienes suficiente lugar puedes elegir lámparas altas de pie, verás como estilizarán el lugar dando una sensación de elegancia, pero procura que no sean muy llamativas para que no sea lo único que destaque en la estancia.

Otro aspecto que debes analizar es el tipo de luz que necesitas, esto dependerá del uso que se le dará a la habitación que quieras iluminar:

 Así, encontramos que si lo que buscas es luz general, entonces lo mejor son las lámparas con pantallas dirigibles, ya que podrás orientarla la luz hacia donde la necesites. Es importante no abusar de los halógenos, ya que la iluminación que emiten puede resultar muy fría.

Si en cambio hablamos de lámparas de mesa, éstas crean un ambiente cálido y acogedor. En este aspecto no debes olvidar la importancia de las pantallas, que influyen mucho en la tonalidad de la luz. Por ejemplo: metales y vidrios aportan luz blanca, mientras que fibras naturales aportan tonos amarillentos o rojizos a la iluminación.


Si lo que estás buscando es una lámpara de lectura, para utilizarla en un espacio de la casa dedicado a la tranquilidad, entonces lo mejor será que optes por un modelo de pie con una buena altura (lo recomendable es que cuenten con metro o metro y medio de alto), pero que además se pueda orientar, proporcionando la luz necesaria para la actividad.

Si estás pensando en una lámpara para la sala, lo primero es garantizar una buena iluminación. Si el techo es alto, puedes darte el lujo de colocar un candil de varias luces que proporcione una mayor iluminación y que su estilo sea de acuerdo a la decoración. Si el techo no es alto, lo mejor es que te inclines por las lámparas tipo plafón, son bastante útiles. Sólo debes elegir la que mejor vaya con tu estilo y deje pasar la cantidad de luz que requieres.

Otra opción para los techos bajos son las lámparas múltiples de rieles, mismas que se tornan multifacéticas porque además de correr sobre el riel también tienen movimiento que permite dirigir la luz hacia una zona deseada, por ejemplo hacia tu sillón favorito o si deseas proyectar la luz sobre una escultura o cuadro para realzar su belleza.

Las lámparas ocultas en el remate de los techos con plafón falso, las cuales dan una deliciosa luz indirecta que no molesta la vista y genera una penumbra agradable, son muy recomendables para la sala o recibidor.

Para la cocina, uno de los lugares más utilizados del hogar, debes mezclar confort y funcionalidad más que en ningún otro sitio. Para iluminar los puntos estratégicos de la cocina usa una lámpara específica para cocina con la que la luz se dirija a esos puntos importantes como son la encimera o el fregadero. Las lámparas de riel vuelven a ser una buena opción.

En la recámara sólo existe una regla, y es que la iluminación lleve al descanso absoluto. Pero no es sólo el lugar donde dormimos, por ello necesitamos diferentes tipos de iluminación para completar estas múltiples actividades. Para una iluminación a tono con la decoración elige una lámpara de sobremesa. Para leer en la cama puedes utilizar una lámpara de mesita acompañada de un original modelo.

Si estás pensando en una lámpara para tu estudio-biblioteca, es necesario pensar en una lámpara de techo y varias de mesa que garanticen la lectura en cada espacio. Existen estilos clásicos de lámparas de mesa en latón que resultan prácticas porque su tamaño permite movilizarlas de acuerdo a las necesidades.

Otro punto importante es considerar el tipo de foco a utilizar. Actualmente existe una gran diversidad de colores que pueden dan efectos especiales, tonos color de rosa, amarillos o verdes pastel que favorezcan el matiz de los tapices y paredes de tus espacios. Asimismo, existen los denominados “luz de día”, que son atractivos porque ahorran energía.

Las lámparas pueden transformar cualquier espacio de tu casa. Tanto para la iluminación general/ambiental, iluminación para tareas o iluminación para destacar. Por ejemplo:

Iluminación desde arriba

Si buscas ahorrar espacio y sumar decoración desde arriba, compra lámparas de techo.
Candelabros: siempre una opción de iluminación elegante, los candelabros no son solamente para comedor. Considéralas para el recibidor, el vestíbulo y hasta para el dormitorio.
Lámparas colgantes: suspendida del techo, una lámpara colgante se cierne sobre la mesa del comedor o en la barra de la cocina. Como cuelgan bajo, los colgantes tienen campanas o viseras para evitar encandilamiento.
Ventiladores de techo: además del ofrecer alivio al calor, los ventiladores de techo también vienen con luces, proporcionando una doble función.
 Lámparas de descanso: este tipo de iluminación se coloca directamente en el techo. Las Lámparas de dscanso pueden utilizarse en todos los espacios.
Lámparas de riel: este tipo de lámparas ofrecen versatilidad y múltiples opciones de iluminación. Consisten en una o una serie de lámparas montadas a un riel metálico. Sólo mueve, gira o rota una luz para satisfacer tus necesidades de iluminación.

Iluminación de pared

Las lámparas que se instalan en las paredes proporcionan luz indirecta y decoran espacios de la pared que de otra manera permanecerían vacíos.

Instalaciones de iluminación montadas en la pared: los candelabros de pared se adjuntan a las paredes, creando un efecto teatral iluminando la superficie de la pared. Un candelabro de pared añade un toque agradable de sofisticación.

Lámparas de brazo: las lámparas de brazo son magnificas para leer por las noches. Instala una a cada lado de la cama para lograr simetría.

Lámparas portátiles

Las lámparas portátiles te permiten colocar y recolocar una luz donde quieras. También es la iluminación más disponible, así que tendrás muchas opciones y estilos cuando quieras decorar tu casa.

Lámparas de pie: busca lámparas de pie hechas de materiales que cohesionan y agregan interés a tu espacio, como una lámpara de pie de madera o una de cobre.

Lámparas de mesa: las lámparas de mesa vienen en una gama de estilos para ajustarse a tu decoración de interior.

Lámparas de escritorio: como este tipo de lámparas son tanto decorativas como funcionales, asegúrate de considerar el tipo de luz y estilo que necesitas. Hay grandes diferencias entre una lámpara de escritorio halógena y una lámpara de escritorio fluorescente, por ejemplo.

Ojalá que con estos sencillos puedas hacer una mejor elección de las lámparas para tu hogar y planear de la mejor manera la iluminación en cada uno de los espacios.




www.suvire.com www.youtube.com/suvire1

No hay comentarios:

Publicar un comentario